Harper Beckham: la Estrella creciente en la vida de David Beckham



 Mosaico 

Redacción Sufragio

Cuando David Beckham se retiró de las canchas en 2013, no tenía idea de que su vida tomaría un rumbo tan emocionante. Desde entonces, ha incursionado en el mundo empresarial y ha sido un firme defensor de causas benéficas y comerciales, pero el fútbol siempre ha permanecido en su corazón. Hace algunos años, adquirió el equipo de la MLS, el Inter de Miami, y poco a poco lo ha ido construyendo con dedicación.

Esta temporada ha sido especialmente significativa para el equipo, ya que han logrado un hito importante al fichar al considerado por muchos como el mejor futbolista del mundo, Lionel Messi. 

La emoción ha sido abrumadora para David, quien ha contado con el apoyo constante de su familia. Aunque sus dos hijos mayores, Brooklyn y Romeo, no han podido estar presentes en los primeros partidos debido a compromisos personales, Victoria, Harper y, ocasionalmente, Cruz, han sido inquebrantables en su apoyo, no faltando a ningún minuto jugado por el Inter de Miami.

La presencia de las mujeres en la vida de David ha sido un pilar fundamental en su éxito. Siempre cercana a su padre, Harper, de 12 años, se muestra emocionada en cada gol del equipo, mientras que Victoria desempeña su papel perfectamente como la "primera dama" del club, encargándose de las fotos, las celebraciones y brindando apoyo en los momentos tensos.

David ha dejado claro que su familia es su prioridad. En la presentación de Messi con el equipo, posó con sus hijos menores y su esposa, transmitiendo un mensaje de agradecimiento y amor hacia ellos. Aunque su rol como directivo en el fútbol es importante, no deja de ser un padre cariñoso y cercano. Una muestra de esto es una foto que compartió durante una sesión de maquillaje con Harper, destacando su humor característico.

A pesar de la presencia de numerosas celebridades en los partidos para apoyar a David y ver a Messi en acción, Harper sigue siendo la estrella en los álbumes de fotos de su padre, celebrando juntos cada paso en esta nueva aventura.

El tiempo ha pasado, y Harper, a sus doce años, muestra cada vez más madurez y sigue los estilosos pasos de su madre. Los Beckham han procurado que ella crezca disfrutando de cada etapa, y aunque se le ha visto con ropa apropiada para su edad, este verano ha sorprendido al lucir un elegante vestido azul cielo con estampados florales, complementado con unos modernos tenis chunky en blanco, recordando así la época de las Spice Girls, el famoso grupo de los 90, al que perteneció su madre.

La historia de David Beckham es un testimonio de cómo el amor por el fútbol puede llevar a una nueva etapa llena de éxito en la vida. Su familia ha sido su pilar durante todo este tiempo, con Victoria y su hija brindándole el apoyo incondicional necesario para enfrentar cualquier reto que la vida y el fútbol le presenten. Con la incorporación de Messi al Inter de Miami, el futuro del equipo se presenta prometedor, y con la familia Beckham como su principal apoyo, seguramente alcanzarán nuevas alturas en la MLS.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68