Javier Milei defiende el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU)



Argentina 

El presidente de Argentina, Javier Milei, reiteró este lunes (25.12.2023) su defensa del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), que contiene más de 300 medidas para desregular la economía, ante el cúmulo de críticas por parte de la oposición, a quienes trató de "sádicos” y "corruptos”.

"Pareciera que algunos por sadismo y otros por corruptos quieren mantener encadenados a los argentinos que desean salir de la miseria”, escribió Milei en su cuenta de X (antes Twitter), parafraseando al exmandatario argentino Arturo Frondizi (1958-1962).

La cita de Milei se basa en un escrito que el fallecido Frondizi publicó cuando llevó a cabo reformas -mediante decretos- para nacionalizar, monopolizar y autoabastecer de petróleo a Argentina en una época en la que el país consumía más combustible del que producía.

El polémico DNU de Milei

El DNU de Milei pretende reformar el Estado bajo ajustes fiscales y recortes del gasto público hasta lograr 5 % del Producto Interno Bruto (PIB) del país, algo que sería acompañado por un paquete de leyes, para restituir impuestos, recalibrar funciones administrativas y acuerdos comerciales, a tratar en el Congreso a partir del 26 de diciembre.

En tanto, la oposición argentina sigue tomando posturas ante el futuro choque de medidas económicas planteadas por el Gobierno.

El peronismo -debilitado tras perder las elecciones- cerró sus filas detrás del gobernador de provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, quien fue el primero en criticar el DNU. En una reunión con liderazgos de la Unión por la Patria (peronismo), Kicillof aseguró que trabajarán "articuladamente” para coordinar acciones conjuntas y para dar respuesta a "las necesidades de las y los bonaerenses”.

"Tenemos el compromiso y la responsabilidad de representar a toda una provincia frente a este plan de ajuste, frente a un apretón fiscal, monetario y una devaluación muy fuerte que descalibra los ingresos de los sectores populares”, afirmó en un comunicado.

Además, los sindicatos más importantes de Argentina se han pronunciado en contra de las reformas y han anunciado una movilización para el 27 de diciembre en dirección al Palacio de Justicia para exigir la derogación del ‘megadecreto', así como una protesta conjunta con las organizaciones sociales el día siguiente.

Por su lado, la Unión Cívica Radical (UCR, centro) -integrante del bloque Juntos por el Cambio (centroderecha)- se distanció de Milei al pedir que el Ejecutivo envíe un "proyecto de ley espejo” para tratarse en el Congreso.

Fuente: DW

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68