Dina Boluarte anuncia 30 normas para enfrentar el crimen al estilo de Bukele

 


Perú

Redacción Sufragio

En un contexto marcado por la creciente inseguridad ciudadana que afecta al Perú día tras día, la presidenta Dina Boluarte ha asumido el desafío de enfrentar esta problemática de manera enérgica y decidida. En medio de una serie de llamados por parte de políticos y otras figuras de autoridad para emular el enfoque aplicado por el mandatario Nayib Bukele en El Salvador, Boluarte ha anunciado medidas de gran relevancia destinadas a combatir el flagelo que azota a la sociedad peruana.

Las calles de Lima y otras ciudades peruanas han sido testigo del pánico y el terror causado por bandas extranjeras, lo que ha agudizado la angustia de la población. Ante este panorama, la mandataria ha presentado una serie de estrategias fundamentales para abordar esta problemática de manera integral.

La presidenta Boluarte ha expresado su compromiso de emitir más de 30 normas con el objetivo de atacar diversas manifestaciones del crimen, como la extorsión, la estafa, el robo y el hurto. Además, se ha enfocado en penalizar el uso de celulares robados o ilegales, así como en la expulsión de ciudadanos extranjeros involucrados en actos delictivos flagrantes. Estas medidas contundentes se insertan en el marco de una delegación de facultades legislativas solicitada al Congreso de la República, como lo anunció en su discurso por Fiestas Patrias.

Durante su participación en la celebración del XXVI Aniversario de la Dirección de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional, Boluarte reafirmó la importancia de estas 30 medidas para la ciudadanía peruana. En este sentido, solicitó respetuosamente al Congreso que priorice la inclusión de este proyecto en su agenda.

Subrayando la necesidad de una respuesta contundente y urgente, Boluarte manifestó la importancia de la colaboración entre los poderes e instituciones del Estado para enfrentar la delincuencia y el crimen. Su enfoque consiste en priorizar las necesidades de la población y actuar con celeridad.

Boluarte también reconoció que la responsabilidad de la seguridad ciudadana recae tanto en las autoridades como en la población en general. Aplaudió el fortalecimiento del vínculo entre la Dirección de Seguridad Ciudadana y la comunidad, evidenciado en la creación de miles de juntas vecinales y redes de cooperantes que se han comprometido con la seguridad ciudadana.

El debate sobre la posibilidad de implementar políticas similares a las de El Salvador para abordar la delincuencia también ha cobrado relevancia en Perú. El premier Alberto Otárola se pronunció al respecto, destacando el éxito que ha tenido el "plan Bukele" en El Salvador al enfrentar las pandillas y reducir la tasa de criminalidad. Aunque reconoce que Perú tiene su propia política de seguridad pública, ve con buenos ojos la adopción de medidas similares para enfrentar la delincuencia en el país.

La presidenta Dina Boluarte ha presentado una serie de medidas integrales y contundentes para combatir la inseguridad ciudadana en Perú. Su enfoque en la colaboración entre las autoridades y la población, junto con la posibilidad de considerar estrategias exitosas aplicadas en otros países, refleja su determinación de abordar este desafío apremiante que afecta a la sociedad peruana.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68