El Banco Central de Chile rebajó en 100 puntos base la tasa de interés

 


Internacional 

El Banco Central de Chile rebajó el viernes en 100 puntos base la tasa de interés, el mayor ajuste en 14 años, con miras de bajar los costos de  los créditos hipotecarios y de consumo y favorecer inversión y ventas. Marca así el inicio de un ciclo de reducción, luego de dos años de subidas.

Tras la decisión del Banco Central, adoptada por unanimidad de los consejeros, la tasa de interés queda en un 10,25%, luego de 10 meses al 11,25%.

El recorte de 100 puntos es el más grande desde enero de 2009, cuando la disminuyó en 250 puntos. Y la institución bancaria anticipó que las próximas bajas serán mayores a la previstas en junio último, ya que “la inflación se redujo algo más rápido que lo previsto en el escenario central”.

Los incrementos empezaron en julio de 2021, con una tasa que se ubicaba en un 0,5%, con el objetivo de frenar una oleada inflacionaria que venía empujada por el consumo desatado en pandemia gracias a ayudas estatales y a los retiros de fondos de pensiones. Estos alcanzaron unos 80.000 millones de dólares e inundaron el mercado con un exceso de liquidez.

Al encarecer los créditos, el Banco Central estaba buscando contener el alza inflacionaria alimentada por la deriva consumista del país sudamericano, que en junio mostró un encarecimiento del costo de la vida anualizado de 7,6%, además de la influencia del incremento de la inflación a nivel global.

El Banco Central añadió que “el Consejo ha iniciado el ciclo de reducción de la Tasa de Política Monetaria” que busca bajar la inflación hasta situarla en torno al 3% anual, cifra que fue normal para los chilenos durante muchos años hasta 2021 que subió 7,2% para sobrepasar los dos dígitos en 2022.

Chile, que en agosto del año pasado registró una inflación de 14,1%, cerró 2022 con un 12,8%. Tras los ajustes del instituto emisor, la inflación de junio fue la menor desde diciembre de 2021, según el estatal Instituto Nacional de Estadísticas. Medida mensualmente, la inflación de junio fue de 0,2% y para julio los pronósticos del mercado la ubican entre un 0,2% y 0,3%.

La economía chilena vive un proceso de normalización luego de que el Producto Interno Bruto alcanzara un 11,7% de crecimiento en 2021 y pasara a contraerse a un 2,4% el año pasado.

El Consejo concluyó que la magnitud de la reducción de la tasa y lo que demore estará sujeto a la evolución del escenario macroeconómico y sus consecuencias en la inflación.

Fuente: El País, San Diego Tribune

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68