Líder opositora en Venezuela denuncia ataques a sedes de su partido



Venezuela 

La opositora María Corina Machado denunció este martes (23.01.2024) que sedes de su partido fueron vandalizadas por seguidores del chavismo y que dos de sus militantes fueron detenidos, lo que consideró una violación a un acuerdo político de cara a las elecciones presidenciales del 2024 en Venezuela.

Machado, que aspira a ser candidata en las presidenciales pese a estar inhabilitada políticamente, mostró en redes sociales la sede de su partido, Vente Venezuela, con grafitis con la consigna "Furia Bolivariana", que el presidente Nicolás Maduro lanzó para combatir "cualquier intentona terrorista".

"Lo que está ocurriendo en estas horas viola el acuerdo de Barbados que habla del desarrollo de una campaña electoral pacífica y participativa y de las garantías para que los candidatos podamos desplazarnos libremente por el país", afirmó Machado, quien arrasó en las primarias de la principal alianza opositora venezolana.

Se refiere a lo suscrito por el Gobierno y la oposición en una mesa de negociaciones mediada por Noruega, que incluye la celebración de elecciones en el segundo semestre del año con observación internacional.

"Quiero decirle a la comunidad internacional que aquí hay que ponerle un para'o, detener esta locura porque eso es lo que la furia bolivariana significa: agresión, desapariciones, persecución y obviamente refleja el miedo de un régimen a medirse", añadió Machado, inhabilitada para ejercer cargos públicos por 15 años.

La dirigente liberal impugnó la sanción, que tachó de ilegal, a través de un mecanismo diseñado por el Gobierno bajo presión de Estados Unidos, también protagonista en el diálogo.

Denunció además que dos de sus colaboradores -el coordinador de Vente Venezuela en La Guaira (norte), Juan José Freites, y el de Yaracuy (norte), Luis Camacaro- están "secuestrados, desaparecidos", posiblemente detenidos, y que otros dirigentes están siendo "perseguidos".

Fuente: DW

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68