Gustavo Bolívar: Desafíos y propuestas para una transformación profunda en Bogotá

 


Colombia

Redacción Sufragio

Gustavo Bolívar, el candidato de la coalición liderada por el presidente Gustavo Petro a la alcaldía de Bogotá, se encuentra en una carrera electoral marcada por desafíos y expectativas. Su candidatura ha capturado la atención de la opinión pública, pero también ha enfrentado críticas y desfavorabilidad en las encuestas. A pesar de estas dificultades, Bolívar está comprometido a abordar los problemas más acuciantes de la ciudad con propuestas concretas.

Uno de los principales problemas que Bolívar identifica en Bogotá es la inseguridad. Basándose en las encuestas y en las voces de los ciudadanos, reconoce que esta es la principal preocupación de la población. Sin embargo, su enfoque va más allá de abordar los síntomas superficiales de la delincuencia. Se basa en estudios científicos que sugieren que muchas causas de la delincuencia tienen raíces en la niñez y la educación deficientes. Para enfrentar esta problemática, Bolívar propone soluciones a largo plazo centradas en la alimentación y la educación de calidad desde una edad temprana.

Una de sus propuestas clave es ampliar el Programa de Alimentación Escolar (PAE) para garantizar la alimentación de los niños todos los días del año, incluidos los fines de semana y las vacaciones. Además, busca mejorar la educación pública, con un enfoque en la enseñanza del inglés desde preescolar y la incorporación de una carrera de ciencias de la informática en la educación secundaria.

En cuanto a la seguridad, Bolívar reconoce la necesidad urgente de aumentar la presencia policial en Bogotá. Propone el reenganche de policías pensionados y la implementación de alarmas comunitarias para involucrar a los ciudadanos en la vigilancia de sus vecindarios. Además, planea reemplazar los Centros de Atención Inmediata (CAI) por Centros de Atención Integral, que incluirían casas de justicia y jueces de familia para manejar conflictos menores y liberar a los agentes de tareas administrativas.

Sin embargo, Bolívar también es consciente de la importancia de mantener un equilibrio en la respuesta del Estado ante las protestas. Se compromete a buscar el diálogo personal con los manifestantes y a evitar el uso del ESMAD, siempre y cuando se atiendan las necesidades fundamentales de los jóvenes, como educación y empleo.

En cuanto a los proyectos de infraestructura de la ciudad, Bolívar defiende la construcción de un metro subterráneo en lugar de opciones elevadas, argumentando que es más ambientalmente sostenible y beneficioso a largo plazo. Asimismo, reafirma su apoyo a proyectos como el túnel por la autopista sur hasta Soacha y la implementación de un tranvía en la carrera séptima.

A pesar de los desafíos y la polarización política, Bolívar se siente comprometido y optimista. Reconoce que su candidatura es parte de un esfuerzo mayor para transformar la política y la sociedad colombiana, promoviendo una política de la decencia y una forma de gobernar más transparente y ética. Para financiar su campaña, está buscando formas de involucrar a los ciudadanos comunes y rechaza fondos privados y corruptos.

La carrera hacia la alcaldía de Bogotá está marcada por la urgencia de abordar la inseguridad, mejorar la educación y reformar la política en beneficio de los ciudadanos. Gustavo Bolívar busca enfrentar estos desafíos con propuestas concretas y una visión de cambio profundo para la ciudad. Su compromiso con la seguridad, la educación y la decencia en la política podría tener un impacto significativo en el futuro de Bogotá.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68