Empresas Chinas adquieren chips de Nvidia por 5 mil mdd para garantizar su futuro en IA

 


Mosaico

Redacción Sufragio

Las gigantes tecnológicas chinas han tomado medidas audaces para asegurar su acceso a los componentes críticos que impulsan la próxima era de la inteligencia artificial. Según un informe de Financial Times, empresas como Baidu, ByteDance, Tencent y Alibaba han realizado una inversión masiva de 5.000 millones de dólares en chips de alto rendimiento y unidades de procesamiento de gráficos (GPU) suministrados por el líder en tecnología de GPU, Nvidia. Estos elementos son esenciales para la construcción y desarrollo de sistemas avanzados de inteligencia artificial.

La demanda sin precedentes de estas empresas chinas se atribuye a la creciente preocupación por posibles restricciones comerciales impuestas por Estados Unidos en el futuro. Los temores de que las políticas de exportación de chips se endurezcan para frenar los avances tecnológicos de China han llevado a estas empresas a asegurarse un suministro constante de componentes clave. Las restricciones comerciales entre Estados Unidos y China han sido un tema candente, a medida que las dos potencias mundiales compiten por el dominio en el campo tecnológico.

En concreto, estas empresas chinas han realizado pedidos significativos de chips A800, los cuales desempeñan un papel vital en el desarrollo de modelos lingüísticos de inteligencia artificial a gran escala, como el famoso ChatGPT. El auge de la IA y los chatbots generativos ha impulsado a empresas como Baidu a desarrollar sus propias versiones, como el Ernie Bot. La demanda de estos chips se ha vuelto tan urgente que incluso uno de los empleados de Baidu afirmó: "Sin estos chips de Nvidia, no podemos continuar con el entrenamiento de ningún modelo lingüístico de gran tamaño".

ByteDance, la empresa detrás de la popular aplicación TikTok, también se encuentra entre las beneficiarias de esta adquisición masiva. Más de 70.000 chips A800, con un valor de 700 millones de dólares, están programados para ser entregados a ByteDance en el próximo año. Estos chips alimentarán proyectos de inteligencia artificial en curso, como el 'chatbot' Grace y características generativas avanzadas para la aplicación TikTok.

A medida que las tensiones geopolíticas aumentan entre Estados Unidos y China, la batalla por el control de las tecnologías emergentes se intensifica. Las acciones recientes, como la firma de una orden ejecutiva por parte del presidente Joe Biden para restringir las inversiones estadounidenses en ciertas empresas chinas, subrayan la creciente rivalidad en el ámbito tecnológico y su importancia estratégica tanto para la innovación como para la seguridad nacional. En este entorno competitivo, las empresas chinas están tomando medidas audaces para garantizar su posición en la vanguardia de la revolución tecnológica.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68