Costa Rica: Ausencia de embajadores en 12 países genera preocupación en Relaciones Exteriores

 


Internacional 

El Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de Costa Rica enfrenta una situación preocupante, ya que actualmente 12 de sus embajadas en diferentes países carecen de embajadores a nivel diplomático. La ausencia de representantes diplomáticos se concentra principalmente en América y Asia, aunque también afecta a algunas sedes en Europa y Oceanía.

En el continente americano, cinco embajadas se encuentran sin embajadores: Perú, Paraguay, Cuba, Jamaica y la embajada alterna de Costa Rica ante la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York, Estados Unidos. Mientras tanto, en Asia, son cuatro las representaciones sin su máximo funcionario, ubicadas en Corea, Indonesia, Catar y China.

Particularmente, la ausencia de un embajador en China ha generado malestar, ya que esta nación es un importante socio comercial y de cooperación para Costa Rica. La embajada en China está a cargo del Encargado de Negocios, debido a la cesación del embajador costarricense por parte del gobierno anterior. Los diputados han cuestionado la demora en el envío de un nuevo embajador, y han exhortado al Poder Ejecutivo a proceder cuanto antes con dicho nombramiento.

Además de la falta de embajadores, se han dado a conocer otros hechos que han generado controversia. Se ha cuestionado el gasto en viajes al exterior de altos funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto, que asciende a ¢84 millones hasta mayo. Asimismo, se han revelado gastos en actos protocolarios y contrataciones de personal local en distintos países.

El Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto ha alegado que la principal razón para la falta de embajadores es la limitación presupuestaria. Sin embargo, esta afirmación ha sido cuestionada debido a los gastos millonarios en viajes y otros rubros mencionados previamente.

Recientemente, los diputados aprobaron un Presupuesto Extraordinario para la Cancillería, destinando ¢627 millones adicionales para el resto del año 2023, con el objetivo de "atraer inversión". Esto ha generado debates y preocupaciones sobre las prioridades y el manejo de los recursos en el ámbito diplomático.

En resumen, Costa Rica enfrenta una situación compleja en sus relaciones exteriores, con varias embajadas sin sus respectivos embajadores, cuestionamientos sobre el manejo presupuestario y la necesidad de reforzar la presencia diplomática en países estratégicos como China.

Fuente: CR Hoy

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68