Las tecnológicas se comprometen a proteger los procesos electorales de los riesgos de la IA



Compol 

Cerca de dos mil millones de personas en todo el mundo están llamadas a las urnas en 2024. Los gobiernos de Estados Unidos, Portugal, India o el Parlamento Europeo tienen una cita con la renovación, en un contexto en el que la tecnología, especialmente la inteligencia artificial, está cobrando cada vez más peso en la generación de desinformación, manipulación e interferencias en los procesos democráticos.

Por ello, Microsoft ha optado por dar un paso adelante y anunciar nuevas medidas para proteger los sistemas electorales. “Dada la naturaleza tecnológica de las amenazas involucradas, es importante que los gobiernos, las empresas de tecnología, la comunidad empresarial y la sociedad civil adopten nuevas iniciativas”; ha señalado la compañía en un post en su blog corporativo. 

El objetivo de las tecnológicas es limitar los riesgos asociados a la inteligencia artificial

Microsoft sigue los pasos de Meta, que recientemente ha actualizado sus políticas para prohibir a los anunciantes políticos el uso de sus herramientas de inteligencia artificial. La intención es restringir el acceso a la generación de texto, fotos y otros contenidos de marketing mediante IA y, de esta forma limitar los riesgos potenciales vinculados a campañas electorales.

La tecnológica de Redmond ha planteado cinco nuevas medidas que se apoyan en lo que la tecnológica denomina Compromisos de Protección Electoral, que atienden a los siguientes principios básicos: 

Los votantes tienen derecho a información transparente y autorizada sobre las elecciones

Los candidatos deben poder afirmar cuándo el contenido proviene de su campaña y tener recursos cuando la IA distorsione su imagen o su contenido con el fin de engañar al público

Las campañas políticas deben protegerse de las amenazas cibernéticas y poder navegar la IA con acceso a herramientas, capacitaciones y soporte asequibles y de fácil implementación

Las autoridades electorales deberían poder garantizar un proceso electoral seguro y resiliente y tener acceso a herramientas y servicios que permitan este proceso

Cinco nuevas medidas

El posicionamiento de Microsoft incluye una variedad de herramientas y tácticas. Entre ellas, el lanzamiento la próxima primavera de Credenciales de Contenido como Servicio, una herramienta que permite firmar y autenticar digitalmente imágenes y vídeos con la marca de agua digital de la Coalición para la Procedencia y Autenticidad del Contenido (C2PA), y de esta forma, codificar detalles sobre la procedencia del contenido mediante criptografía.

“Estas credenciales se vuelven parte de la historia del contenido y viajan con él, creando un registro y un contexto permanentes dondequiera que se publique. Cuando un usuario encuentra una imagen o un vídeo que contiene credenciales de contenido, puede conocer su creador y origen haciendo clic en un pin incrustado que revela el historial del activo”, explica la compañía. 

Por otro lado, desplegará un "Equipo de éxito de campaña", como parte de la organización Tech for Social Impact de Microsoft Philanthropies. Esta unidad asesorará a los responsables de las campañas en materia de seguridad e inteligencia artificial con la intención de combatir la influencia cibernética y proteger la autenticidad de su propio contenido e imágenes. 

Fuente: ReasonWhy

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Bestiario Político No. 68