Misión de la OEA condena violencia política en México: Llama a reformas electorales urgentes

 

México

La Misión de Observación Electoral de la Organización de los Estados Americanos (OEA) ha emitido una condena enérgica ante los recientes actos de violencia política en México durante el proceso electoral, resaltando la urgencia de abordar reformas electorales. Este pronunciamiento surge después de que la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana informara sobre la ocurrencia de 23 asesinatos, de los cuales nueve fueron dirigidos contra candidaturas debidamente registradas, cuatro contra precandidatos y diez contra personas que aspiraban a ocupar cargos públicos.

El informe preliminar de la Misión de la OEA revela su preocupación por los intentos de reformar diversas leyes electorales antes de los comicios, enfatizando que cualquier propuesta de reforma debe estar orientada hacia el fortalecimiento de la autonomía y especialización de los órganos electorales, sin menoscabar su independencia o capacidad técnica. Según el reporte, tales acciones podrían representar un retroceso para la democracia mexicana.

Encabezada por el ex canciller de Chile, Heraldo Muñoz, y conformada por 97 personas de 24 nacionalidades, la misión tenía como objetivo observar el proceso electoral en las 32 entidades del país. En este sentido, expresaron la importancia de salvaguardar la independencia, autonomía y profesionalismo de las autoridades electorales para beneficio tanto del sistema político como de la sociedad en su conjunto.

El informe también hace referencia a los recortes presupuestarios al Instituto Nacional Electoral (INE) y a los Órganos Públicos Locales, lo que demandó ajustes en su funcionamiento para llevar a cabo sus responsabilidades. Además, se destaca la preocupación por el alto número de renuncias de personal en el INE y por la falta de nombramientos de titulares en diversas áreas del organismo.

La misión de la OEA ha recomendado fortalecer la autonomía del INE garantizando un presupuesto suficiente y la recepción oportuna de los fondos. Asimismo, propone establecer un catálogo gradual de sanciones en el sistema de justicia electoral para aquellos servidores públicos que cometan infracciones durante un proceso electoral.

En cuanto a la violencia política, el informe señala que durante las campañas electorales se registraron actos violentos con el objetivo de afectar la libre realización del proceso electoral y sus resultados. Aunque las cifras oficiales reportan 23 asesinatos, la misión advierte que estas cifras están por debajo de las reportadas por grupos de la sociedad civil, que estiman entre 33 y 36 homicidios.

El desistimiento de la participación debido al temor generado por la violencia electoral también fue destacado en el informe como uno de los efectos más perniciosos. Esto incluye el retiro de candidaturas en respuesta a amenazas violentas y la decisión de no votar o asistir a eventos políticos por temor.

Ante este panorama, la misión de la OEA enfatiza la importancia de abordar de manera integral la violencia política y criminal en México, así como de fortalecer las instituciones electorales y promover una participación ciudadana activa y segura en los procesos democráticos del país.

Fuente: Proceso

Artículo Anterior Artículo Siguiente